DUATLETA FERNANDO BERTOLOTTI Y TRIATLETA MATEO ORLANDINI EN LA LEY DEL DEPORTE (18/12/17)

El sábado 16 de diciembre se presentaron los Premios San Antonio de Padua 2017 de Duatlón y Triatlón de la ciudad de Concordia en La Ley Del Deporte, radio Matrix Continental 94.9. La agenda es apretada para estos que trabajan, tienen familia, amigos, y una carga horaria «importante» de entrenamiento. Si no sos estructurado y disciplinado, te terminás derrumbando… Así que agradecidos por su tiempo.

Los Premios San Antonio de Padua son la condecoración deportiva más longeva y prestigiosa de la Provincia de Entre Ríos. Es al deporte nuestro lo que el Olimpia de Oro es a nivel nacional.

Existen Premios a la Especialidad y al Mérito que son los que designan las instituciones deportivas. Y siempre hay reuniones de nominación dirigida por la Comisión Organizadora y contactos con aquellas instituciones de las disciplinas que aún no han tomado conocimiento del sistema de nominación. Además de las polémicas por si fue justo o no que le entreguen a este o aquel. Casi siempre «se arma», es parte del show…

Y la nominación Periodismo Deportivo que obviamente lo deciden miembros de los Medios de Comunicación. La elección tiene como fundamento principal que el deportista nominado acredite, además de sus logros deportivos, un perfil humano que pueda, por sus cualidades, ser presentado a nuestra juventud y sociedad.

De manera que es el padre de todos los premios. Un sueño de cada uno de los deportistas concordienses. Hoy, con dos grandes galardonados. Bienvenido Fernando Bertolotti, San Antonio de Duatlón 2017 y Mateo Orlandini, San Antonio de Padua de Triatlón 2017 a La Ley del Deporte:

Fernando Bertolotti: «Hola, buenas noches, muchas gracias por la invitación. Yo soy Profesor de Educación Física, tengo 35 años, estoy casado, con hijos, y practico Duatlón. Mi primer deporte fue el pedetrismo, y luego le añadí el duatlón. He hecho triatlón pero me cuesta bastante la natación. No es lo mío. En las otras disciplinas me manejo mucho mejor».

Fernando: «A mí  me llena de alegría este premio. Yo ya lo había ganado 20 años antes, pero esto es otra cosa. No es lo mismo ser hijo-estudiante-atleta, que ser hijo-laburante-marido-padre-atleta. Este San Antonio no es un premio por mis resultados (que fueron muy buenos esta temporada), es un premio a un estilo de vida de sacrificio, vida sana, buena conducta, alimentación apropiada, descanso suficiente, y todo lo que requiere el deporte. Uno se hace tiempo como puede. El deporte es una filosofía de vida que me gustaría que recorran también mis hijos».

Fernando: «Muchas veces poder entrenar es muy difícil, se hace complicado. Hago mi mejor esfuerzo para no dejar, ser un padre y marido presente, superar las cosas difíciles. La vida está lleno de estos desafíos. Y el deporte te mantiene desafiado por la próxima meta. Ese es el legado que a uno le gustaría transmitir a los chicos. Lo que obtenés es mucho más que lo que podés perder». 

Bertolotti es un tipo que siempre es top ten, pero «perfil bajo», no es extravagante, ni carismático, ni anda buscando el aplauso de los demás. No lo veo siendo «el alma de una fiesta». Por eso no es muy conocido para «el gran público». Raramente se lo ve en la ruta camino al lago como a todos los otros. Entrena para él en el silencio del anonimato, para su bienestar, su performance, y por el secreto placer de saber que hace lo que tiene programado hacer.

Mateo Orlandini: «Hola, Fede, como estás. Muy bien, soy Profesor de Educación Física, tengo 45 años, casado, también con hijos y corro competencias desde hace mucho. Empece a los 23 años cuando estudiaba en el Profesorado de Educación Física».

Mateo: «Increíblemente es mi primer San Antonio en mis 25 años de trayectoria. Estoy feliz por esta designación. Sobre todo por mis viejos y mis hijos. A mí me «forrearon» mucho con el tema del San Antonio de Padua. Nunca me lo quisieron dar porque siempre les dije a los periodistas deportivos las cosas en la cara. Lo quería ganar hace años, luego me fui desalentando o perdiendo el interés. Estuve muy enojado con el Premio. Ahora estoy contento, no digo que no, obvio. Pero yo me acuerdo que disputaba a nivel nacional, estaba compitiendo en un Panamericano y se lo daban a otros, que si te los nombro no vas a saber ni quienes son. Ahora veo un recambio en el periodismo deportivo y eso me pone contento. Mi mujer Coty, tiene uno, y terminábamos riéndonos de eso».

Mateo luego gana otro en el 2019, simultáneamente con su hijo Gerónimo que se lo llevo en básquet. Cuando lo llamo el periodista Luis «Tito» Merini para darle la noticia lloraba de felicidad. Explotó en lágrimas mientras caminaba solo por su casa. Fue el mejor momento que vivió en el deporte.

El periodismo deportivo informa, difunde, opina, crea conciencia social, educa, o debería, sobre el deporte y la vida sana. Esas son de nuestras herramientas más dignas. Y premiar y darle una medalla a otro es un mimo al corazón, es validar al deportista. Otorga fuerza interior, y todos necesitamos alguien que nos elogie.

Felicitaciones por el San Antonio de Padua de la Concordia. Y a los premiadores de este emblemático agasajo, que reconoce a los que pasan horas y horas entrenando. Eso los alienta y ayuda a poder ir siempre por más. Si bien no lo hacen para ganarlo, son muy felices de recibirlo. Como cualquiera…

LA LEY DEL DEPORTE (Matrix 94.9)

Comentarios