EL PROYECTO DEL AÑO 2019 DEL BOXEO CONCORDIENSE POR LA LEY DEL BOXEO (25/12/19)

Gonzalo «Bebote» Davanzo, pupilo de Roberto «Carita» González, se ganó el San Antonio de Padua de Boxeo 2019. Junto a Santiago Bazán y Yanina Lescano. Esto es, según la gente que elige en los Premios San Antonio de Concordia. Siempre va a generar polémicas. Encima hay que elegir tres entre cientos de «gurises». Es un ejercicio de subjetividad. A vos te parece, pero no sabes muchas cosas. No podes tampoco. Es solo una percepción nomás…

Ya con ir a entrenar sos un ganador. Y con pelear sos un campeón. Porque para subirte, muchas veces en el boxeo, tenes que entrenar, descansar, dar el peso, conseguir una moneda para viajar, aguantar fallos terribles, mal trato, lugares remotos, temperaturas extremas, volver a cualquier hora a tu casa. Tenes que pasar hasta las de Caín para poder hacer una pelea. Todo es cuesta arriba. Te sostiene la pasión.

Mucho ha cambiado en el boxeo últimamente. Pero no la admiración por los boxeadores que se desafían siempre. Que se quieren probar hasta donde pueden llegar. Esos que no le escapan a ningún rival.  Y este chico es el elegido del 2019.

Lo de Gonzalo «Bebote» Davanzo este 2019 fue excepcional. Lo mejor que se vio en un año que tuvo de todo. Perdió solo una y bien con Bazán. Muchos, ya se no me digas nada, están decepcionados porque su favorito era otro. A uno le ha pasado también como fanático… Si fuese posible La Ley del Boxeo hubiera hecho una fiesta de fin de año con todos los que se calzaron los guantes este 2019. Pero es imposible… No hay moneda. Andamos «medio cortos». Fue por todos. Es un monstruo en el ring. Una amenaza física constante.

El pibe tiene el boxeo clásico y típico de la historia argentina. De Firpo, Suarez, Gatica, Lausse, Monzón, Galindez, Laciar y Castro, entre tantos otros… De ataque concentrado, durable, guapo, apasionado y arrollador. Bien cabezón.

Davanzo es el mas cautivante proyecto a futuro (según La Ley del Boxeo). Por ahora es un chico. Entrena, se tiene fe, sabe meterse entre la guardia de sus rivales. Es fuerte y valiente en los cruces. «Dinamita Pura». Viene en gran racha. El cielo es el limite para este humilde deportista. La clave, como dice y muy bien su entrenador Roberto Gonzales, es seguir humilde. Hay que mantenerse en el gimnasio y soñando en grande. Pero con los pies sobre la tierra. Porque aún es aficionado y esta haciendo sus primeros pasos.

Le gusta sentirse ofensivo y peligroso. Tiene ese fuego sagrado en la mirada. El de los grandes campeones argentinos del mundo. ¿Quién le va a ganar? ¿Qué gaucho le va a poder «pisar el poncho»? ¿Hay alguien por ahí superior a él y que lo maneje en el ring? Más que seguro. «El Relámpago» Bazán y «El Pumita» Gómez (por nombrar solo dos) tienen grandes recursos físicos, boxísticos y mentales para ganarle cualquier nochecita de estas. Sin dudas. Andan muy pero muy bien. Nadie es invencible. El verdugo va a tener que venir con una artillería pesada y lista para descargar «con tutti». Y más todavía. Tenes que estar muy bien. Finito. Filoso. Listo.

Pero muy… El pibe entrena a morir. Si ustedes gurises quieren «sorprenderlo», van a tener que estar dispuestos también a «matarse» en el gimnasio. Y aguantarse su ritmo. Como todo los días lo hace él. Todos los «santos» días en el mítico y glorioso Gimnasio Municipal de Concordia Cesar «El Pingo» Blanco. 

LA LEY DEL BOXEO (MARTES 20 HS MATRIX 94.9 Y WWW.RADIOMATRIX949.COM).

Comentarios