BOXEADOR MARTIN «EL PUMITA» GOMEZ EN LA LEY DEL BOXEO (3/12/19)

Martin «El Pumita» Gómez (pupilo de Carlos Bravo) es el novio de Soraya «La Morochita» Izaguirre (pupila de Carlos Bravo), y hermano del boxeador Tobías Gómez (pupilo de Fabián Monzón). Es una familia humilde pero muy afectuosa y unida. Hay mucho amor incondicional por ese arrabal. Y eso es ser muy ricos emocionalmente. A la hora de darse afecto y cariño «no se ponen colorados».

Martin es del barrio María Goretti, desde donde es oriundo el boxeador Nicolás «El Chila» Acuña. Pasando la via y debajo de la defensa sur. Y entrena, junto a su enamorada, a las ordenes de Carlos Bravo. En el rejuvenecido Polifuncional de calle Parana e Hipólito Hirigoyen. Siempre juntos. En las buenas, las normales, y en las no tan buenas.

Martin Gómez es uno de los grandes productos de la historia de la zona sur. Que ha sacado valores permanentemente. El sur tiene una fuerte tradición boxística. Y este año 2019, a pesar de no haberse llevado el preciado San Antonio de Padua de Concordia en Boxeo, «El Pumita» produjo peleas memorables. En Concordia, y en sus alrededores.

Es un pegador brutal. Pega fuerte con la zurda en distancia. Tiene un bate. Cargada de polenta. Y si te conecta con la derecha… y es muy difícil de que «zafes». Como mínimo te va a hacer «patear la moto» un poco. Y como máximo podes quedar mirando las estrellas del litoral. Gano todas y dominando con «mano dura» a la competencia. Solo perdió y bien frente a Gonzalo «Bebote» Davanzo. 

Casi nadie puede o logra lidiar con su largo y fuerte jab de izquierda, tampoco con sus bombazos dañinos de derecha. Debe ser el más preciso noqueador que tiene la ciudad en estos momentos. Pega y agujerea. Pega y mueve. Su rival puede estar muy bien, no golpeado ni cansado, hasta inclusive ganándole tranquilamente, pero de repente «pum»… Martin Gómez es capaz de «apagarte la luz» con una sola mano bien puesta. Es así de fuerte y de poderoso. Tenebroso de solo pensarlo…

Tiene intenciones de insertarse en el Ejercito Argentino, y de seguir boxeando a las ordenes de Carlos Bravo. Y convertirse en un boxeador profesional. Sería una gran alegría para todos. Y un orgullo para la vieja y gloriosa zona sur de San Antonio de Padua de la Concordia. Tierra de grandes valores. Es una de las grandes esperanzas nuestras. Tiene que aprovechar sus condiciones físicas, boxísticas y mentales. El chico tiene mucho margen para seguir creciendo  mejorar como deportista. Y soñar con dejar un gran legado duradero. Y que quien esto escribe redacte en un futuro y con mucha emoción un día: ¿QUIEN FUE EL CONCORDIENSE MARTIN «EL PUMITA» GOMEZ? POR LA LEY DEL BOXEO. La haríamos felices de tanta felicidad. Estamos para eso… Nos vemos el viernes 17 de enero en el boxeo de verano en Polideportivo Víctor Oppel.  Siempre junto al box…

LA LEY DEL BOXEO (MARTES 20 HS MATRIX 94.9 Y WWW.RADIOMATRIX949.COM).

 

Comentarios